Derecho Público y Derecho Privado

El Derecho público puede considerarse como la parte del ordenamiento jurídico que intenta regular las relaciones que surjan entre entre las personas y las entidades privadas con los órganos de el poder público cuando estos últimos actúan con sus facultades legítimas y potestad públicas, dependiendo de el procedimiento legal y de los órganos de la Administración pública que interactuen.

La principal característica del Derecho público, es que sus mandatos no se encuentran sujetos a la autonomía de la voluntad que pudiesen ejercer las partes, son mandatos irrenunciables y obligatorios, en virtud de ser creados a partir de una relación de subordinación por parte de el Estado. La justificación para la existencia del derecho publico es que regulan derechos que hacen al orden público y deben ser acatados por todas las personas sujetas a un estado de derecho.

El Derecho privado es la rama del Derecho que regula  las relaciones entre particulares. También se rigen por el Derecho privado las relaciones que surjan entre particulares y el Estado cuando éste ultimo actúe como un particular, sin ejercer ningún tipo de potestad pública.

El Derecho privado suele estar en contraposición al Derecho público, que es la parte del ordenamiento jurídico que regula las relaciones de los ciudadanos con los poderes públicos y de los poderes públicos entre sí.