Prestaciones de trabajo

Las prestaciones de trabajo son beneficios adicionales a los que el trabajador se hace acreedor al pertenecer a un vinculo laboral, las prestaciones nacen en la relación contractual y serán independientes al salario, podrán consistir en beneficios de carácter económico, cultural, o médicos, la ley establece prestaciones obligatorias que todo patrón debe de otorgar a sus empleados, las demás serán acordadas por mutuo acuerdo en el contrato individual de trabajo o en su caso en el contrato colectivo donde el sindicato hará función de mediador para conseguir los mayores beneficios posibles. La función que desempeñan las prestaciones laborales es que siempre están orientadas a mejorar la condición de vida de los trabajadores, reducir sus gastos y otorgarle fomentos que propicien su desarrollo cultural y social.

Son ejemplos de prestaciones de trabajo:
  • Servicio de Comida
  • Servicio de transporte
  • Seguro medico
  • Capacitación laboral
  • Vales de despensa
  • Fondos de ahorro
  • Bono de productividad
  • Vales de gasolina
  • Guardería
  • Crédito al Consumo

Existen prestaciones las cuales se especifican en la Ley Federal de Trabajo y que son obligación del patrón otorgarlas, tenemos como ejemplo: 
  • Vacaciones
  • Prima Vacacional
  • Aguinaldo
  • Seguridad Social
  • Pago de utilidades
  • Horas Extra

Para otorgar las prestaciones laborales las empresas deben tomar en cuenta a todos sus trabajadores de forma colectiva. Las prestaciones mínimas que exige la ley son de carácter obligatorio mientras que las adicionales son a elección de la empresa y por un acuerdo de voluntad manifestado en el contrato de trabajo. 

El patrón tiene también la obligación de considerar los principios del derecho laboral por lo que aquellos trabajadores que realicen tareas similares o se encuentren en circunstancias parecidas, deben tener prestaciones de trabajo similares o iguales, sin poder hacer distinción por genero, clase social, religión o doctrina política.